...........................................................................................................................................................................................................

...........................................................................................................................................................................................................
...........................................................................................................................................................................................................
...........................................................................................................................................................................................................

martes, 31 de mayo de 2011

PIRULETAS DE CHOCOLATE con sal y pimienta

Esta receta creo, creo, creo... que es de Juan Mari Arzak, lo que pasa es que yo la hago con muchas variantes, según la ocasión.
Para hacer estas piruletas uso:

- Una tableta de Chocolate puro de la mejor calidad que podáis encontrar, y mínimo del 60% de cacao.
- Un chorreón de aceite de oliva virgen.
- Sal Maldon (en escamas)
- Pimienta negra recién molida
- Palitos de brocheta
- Papel vegetal



Y primero fundo el chocolate al Baño María (se puede usar el microondas, pero mejor si lo ponéis en modo descongelación, porque si no corréis el riesgo de que se queme), y fuera del fuego le añado el aceite de oliva.
Qué cantidad? Pues no sé... un chorretón. Por ejemplo, para una pastilla de chocolate Lindt, unas tres cucharadas.
Se mezcla bien.

Preparamos un papel vegetal encima de la superficie de trabajo, colocando encima los palitos de brocheta, separados unos de otros por lo menos cuatro dedos.

Encima de un extremo de cada palito, vertemos una cucharada de chocolate fundido con aceite, y en el centro de cada cucharada, unas escamas de sal y un poco de pimienta.

Colocamos otro papel vegetal encima de las piruletas, chafamos ligeramente para repartir el chocolate y darles forma lo más redonda posible, y, sin quitar el papel de encima y con cuidado, las metemos en el congelador lo más planas posible hasta la hora de servir. (Si las hacemos como las de la foto, dejando caer el chocolate en hilo desde la cuchara, no es necesario chafarlas con otro papel encima).

En lugar de aceite, sal y pimienta, se les puede poner un poco de zumo de naranja, cáscara de naranja y pimienta. También almendras, o guindilla, peta-zetas, hierbabuena..... Usad la imaginación!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario